UBICACIÓN

 

{mosmap width='500'|height='400'|lat='-1.828382'|lon='-80.752679'|zoom='11'|zoomType='Large'|zoomNew='0'|mapType='Normal'|showMaptype='1'|overview='0'|text='<a href=http://www.flickr.com/photos/patriciocisneros/6522447311 target=_blank >
<img src=http://static.flickr.com/7156/6522447839_a33d0c9066_m.jpg?v=0 width=250 height=167 /></a>'|marker='0'}

 

La combinación de una ola derecha perfecta, arena dorada y vegetación tropical hicieron de este lugar un paraiso playero desde hace décadas, cuando ni siquiera se lo podía detectar en los mapas de Ecuador.

 

Es que Montañita se hizo conocido muy lentamente como una playa únicamente para correr tabla hawaiana, con sólo un par de rústicas casas de pescadores nativos de la zona y algún tablista en carpa.

 
Luego con el tiempo, Montañita comenzó a levantarse con casas de veraneo, pequeños hoteles y restaurantes rústicos, creado por guayaquileños y algunos extranjeros que se enamoraron de este lugar y quisieron establecerse ahí, desde surfers a personas que gustaban del trópico, el mar, el agua tibia y la paz de Montañita.
 
Hoy en día Montañita es un balneario multicultural, con turistas de todo el mundo que gozan desde unas lecciones de surf hasta una pizza con camarones.
 
La vida nocturna es un tema aparte en Montañita: bares que se transforman en discotheques y música en las esquinas principales del balneario, gracias a los artesanos y músicos que siempre deciden quedarse en Montañita un tiempo mayor de lo pensado.